lunes, 26 de mayo de 2008

Nubes.






Las Nubes, de José Hierro

Inútilmente interrogas.
Tus ojos miran al cielo.
Buscas detrás de las nubes,
huellas que se llevó el viento.

Buscas las manos calientes,
los rostros de los que fueron,
el círculo donde yerran
tocando sus instrumentos.

Nubes que eran ritmo, canto
sin final y sin comienzo,
campanas de espumas pálidas
volteando su secreto,

palmas de mármol, criaturas
girando al compás del tiempo,
imitándole la vida
su perpetuo movimiento.

Inútilmente interrogas
desde tus párpados ciegos.
¿Qué haces mirando a las nubes,
José Hierro?


------------------------------


En La Mancha, camino de Madrid, desde Jaén, nubes de algodón.

5 comentarios:

Pilar M Clares dijo...

Cococí una vez a José Hierro en una conferencia, poética y comprometida. Era de esas personas que solo con su físico ya se imponían al mundo, una mirada penetrante, en cierto modo dura, como la de esos seres inteligentes que resultan temibles hasta que abren la boca y ves el genio hecho dulzura. Qué legado nos deja los poetas. Una día el mundo los necsitará, dijo García Baena el otro día. Yo a diario, y el mundo sin darse cuenta se consuela con ellos. En este post las nubes son cielo y tierra.
Besico, querido raull

Aloia dijo...

AAAyyy..entre tu regalazo, raull..y lo añadido por Pilar, queda algo más que decir?? Ssssssshhhhhhhh......escuchais el viento?es raull soplando a las nubes........
Asonantes!!!!!!!!Más riquiños que sois todos!!!!!!!!!!
Mil biquiños!

Hôichi dijo...

ensismismado me quedo

ángel dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
ángel dijo...

Gracias por este intenso poema del gran José Hierro que leo gracias a tu espacio literario.


Saludos...